Compagnonnage

El término Compagnonnage se puede entender como una rama del renovado obre- rismo francés, célebre por su Tour de France, y que alcanza su apogeo a mediados del siglo XIX, antes de casi desaparecer como consecuencia de la transformación del aprendizaje así como con la autorización de los sindicatos obreros. Sin embargo, a principios del siglo XX, conocerá un período de renovación.

Compañero

Compagnonnage designa en la lengua francesa desde 1719 una etapa profesional que debía cumplir un Compañero a cargo de un Maestro. La palabra Compañero que proviene del latín popular companio (el que comparte su pan), está atestiguada desde 1080.

Las leyendas del Compagnnonage hacen referencia a tres fundadores legendarios: Salomón, el Maestre Jacques y el Padre Soubise.

La leyenda Salomónica es particularmente importante en los mitos de los Compañeros del «Deber y la Libertad».

La leyenda del Maestre Jacques cuenta que aprendió a tallar la piedra siendo niño antes de partir, a la edad de 15 años, para trabajar en la construcción del Templo de Salomón ya con 36 años. Vuelto a Francia debió ocultarse para escapar a las amenazas del llamado padre Soubise con el cual estaba enfrentado.

En cuanto a la leyenda del Padre Soubise, (representado con una vestimenta de color marrón ceñida con un cordón blanco, como un monje), igualmente habría participado en la obra de Salomón y según la leyenda sería uno de los fundadores del Compañerismo.

Hay quien sostiene un lazo y vinculo muy estrecho entre los fundamentos del Compañerismo y la Masonería. De hecho algunos grados masónicos tienen una clara inspiración del Compañerismo.


Logia Mozart | 15 Noviembre 2017 - 12:23 pm | | Libro, Reflexiones
Etiquetas utilizadas: , , , ,

Masonería y poder

Masonería y poder

Hay gente que pretende relacionar a la Francmasonería con inconfesables deseos de poder. Pero nada más lejos de la realidad, la masonería no es ni un lobby, ni un club de millonarios, ni un partido político, ni una religión. La masonería como institución no se posiciona políticamente, no realiza presiones, ni practica el tráfico de influencias. Otra cosa es que algunos de sus miembros puedan tener legítimas inquietudes políticas o deseos de mejorar su entorno, pero todo lo que hagan los masones lo hacen siempre en su nombre y nunca en el de la Orden.

Uno de los lemas de la Masonería es «Unir lo que está disperso». Por lo tanto, dentro de sus logias hay personas de toda clase y condición, incluyendo todas las sensibilidades políticas posibles (por supuesto excluyendo los extremismos y las intolerancias), todas las capacidades intelectuales, todas las condiciones sociales, todas las creencias metafísicas o la ausencia de ellas, todas las razas…, pero dentro de ella todos se consideran hermanos entre sí y la igualdad entre todos forma parte del ADN de la institución.


Logia Mozart | 01 Noviembre 2017 - 12:00 pm | | Libro, Reflexiones
Etiquetas utilizadas: , , ,