Logia Mozart
logia masónica de Madrid
masonería mixta adogmática liberal

Henry Agard Wallace

Empresario y vicepresidente de los EEUU.

Henry Agard Wallace

“No puedo dejar de sentir que el destino del mundo es hacia una unidad mucho mayor que la que ahora disfrutamos, y que para lograr esa unidad será necesario que los miembros de las diferentes razas, clases y credos abran sus corazones y piensa en la realidad que se desarrolla del futuro inmediato de una manera que nunca antes habían hecho”.
Henry A. Wallace

Albert Einstein escribió a Wallace el 18 de septiembre de 1946: “Su valiente intervención merece la gratitud de todos los que observamos la actitud actual de nuestro gobierno con gran preocupación”.

Wallace nació en una granja cerca de Orient, en el condado de Adair, Iowa y se graduó en el Iowa State College en Ames en 1910 como agrónomo. Desde 1910 y hasta 1924, trabajó como parte del personal de edición del Wallace’s Farmer en Des Moines, y fue el principal editor de la publicación entre 1924 y 1929.

En 1914 Wallace, fundó la empresa Pioneer Hi-Bred, una corporación dedicada a la explotación e investigación agrícola, logrando éxito en sus negocios agropecuarios. Esa empresa fue comprada por DuPont Corporation en 1999.

En 1933, el presidente Franklin D. Roosevelt nombró a Wallace secretario de Agricultura de los Estados Unidos, un puesto que su padre, Henry Cantwell Wallace, había ocupado desde 1921 hasta 1924. Wallace había sido un republicano liberal, pero apoyó el New Deal de Roosevelt y de pronto se integró al Partido Demócrata. Se desempeñó como secretario de Agricultura hasta septiembre de 1940, cuando renunció por haber sido nominado para la vicepresidencia como compañero de fórmula de Roosevelt en las elecciones presidenciales de 1940.

Durante su mandato como secretario de Agricultura de los EE. UU. tuvo que seguir una estrategia muy impopular de matar ganado porcino y arrasar cultivos de algodón en las regiones rurales de los EE. UU., para así impulsar artificialmente el precio de estos productos y mejorar así la situación financiera de los agricultores dentro de los proyectos económicos del New Deal. No obstante, las políticas de Wallace para elevar los precios (en vez de otorgar simples subsidios a los campesinos) dieron resultado a medio plazo.

Después de concluir su mandato como vicepresidente tras las elecciones presidenciales de 1944, fue nombrado secretario de Comercio; ocupó ese puesto desde marzo de 1945 a septiembre de 1946, cuando fue despedido por el presidente Harry S. Truman, debido a desacuerdos entre Wallace y Truman sobre la política hacia la Unión Soviética. Wallace se convirtió entonces en el editor de la revista The New Republic, utilizando su posición para criticar fuertemente la política exterior de Truman, abogando para que los EE. UU. mantuvieran su alianza con la URSS como garantes de la estabilidad política de Europa, evitando todo acto hostil o de crítica que implicase romper relaciones con los soviéticos.

Wallace dejó su cargo editorial en 1948 para presentarse como candidato del Partido Progresista en las elecciones presidenciales de ese año. Su plataforma abogó por mantener las relaciones de amistad con la Unión Soviética, lograr el fin de la naciente Guerra Fría, oponerse a la segregación racial, el pleno derecho de voto para los negros y el seguro universal de salud. Su campaña fue inusual para su tiempo, ya que incluyó apariciones públicas de candidatos afroamericanos junto a candidatos blancos del Sur del país, y Wallace se negó a comparecer ante audiencias segregadas, y comer o permanecer en establecimientos que hicieran diferencia entre negros y blancos. Finalmente, Wallace sufrió una derrota decisiva en la elección frente al demócrata Harry S. Truman.

Wallace reanudó entonces sus actividades vinculadas a la agricultura y los negocios, durante sus últimos años logró una serie de avances científicos en ese campo. El Henry A. Wallace Beltsville Agricultural Research Center, el mayor complejo de investigación agrícola en el mundo, lleva su nombre. Wallace, retirado ya de la política, murió en Connecticut en 1965.

Wallace fue criado como presbiteriano, pero pasó la mayor parte de su vida explorando otras religiones y tradiciones espirituales. Henry Wallace también fue francmasón y alcanzó el grado 32 ° del Rito Escocés Antiguo y Aceptado.

← publicación anterior publicación siguiente →